El beso “estimula la parte del cerebro que libera endorfinas en el torrente sanguíneo creando una sensación de bienestar”, afirmó la principal agencia de terapia sexual británica, Relate, con sede en Londres.
Las endorfinas son los opiáceos naturales del organismo, cuya liberación en el cerebro provoca una sensación placentera, actuando como antídoto para la depresión.
Recordando que los beneficios para la salud de la liberación de endorfinas provocada por un beso han generado ya innumerables documentos científicos, la organización británica hace un llamado a que las personas se besen más, para combatir el desánimo que invade a muchos.

Mientras más “excitantes” y apasionados sean los besos, “más adrenalina es liberada en la sangre”, y mayores son los beneficios para la salud, asegura la organización británica.
El beso aporta tanto bienestar y placer como el buen sexo, y es más fácil, pudiendo disfrutarlo ya sea en la intimidad o en público”, dice la experta de esta organización, que el año pasado atendió a más de 150 mil personas en el Reino Unido para ayudarles en sus relaciones de pareja.
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este