El Autostadt es una atracción turística adyacente a la fábrica de Volkswagen en Wolfsburg, Alemania, con un enfoque principal en automóviles. Cuenta con un museo, en donde se encuentran los modelos de automóviles principales del Grupo Volkswagen, es un centro de servicio donde los clientes pueden recoger sus coches nuevos, y hacer un recorrido por la enorme fábrica. 
Es un edificio de vidrio llamado Wolfsburg Autostadt.
La mayor atracción, por supuesto, son las torres. Hay dos silos de 60 metros que son utilizados como almacenamiento de autos nuevos Volkswagen. Las dos torres están conectadas a la fábrica de Volkswagen por un túnel subterráneo de 700 metros. Cuando los coches llegan a las torres suben a una velocidad de 1.5 metros por segundo. 
Al comprar un coche de Volkswagen en algunos países europeos, es opcional si el cliente quiere que se entrega al concesionario donde lo compró o si el cliente desea viajar a Autostadt para recogerlo. 
En este último caso si elige la Autostadt se le suministra al cliente una entrada gratuita, cupones de comida y puede seleccionar su automóvil desde una pantalla ubicada en uno de los silos. El coche es transportado hacia el cliente sin haber rodado ni un solo metro, y el odómetro se encuentra en “0”.
También hay una habitación con dispositivos interactivos que proporcionan información sobre el diseño de los coches. Programas en ordenadores son los que permiten a los visitantes diseñar sus propios autos con las características de los automóviles y enviarlas a una dirección de correo electrónico e imprimirla. 

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este