Más de 400 de esculturas permanentes se han instalado en los últimos meses en el Parque Nacional Marino de Cancún, Isla Mujeres y Punta Nizuc como parte de una obra de arte mayor llamada “La evolución silenciosa”.
Esta instalación es el primer esfuerzo para la creación de un nuevo museo bajo el agua llamado MUSA, o Museo Subacuático de Arte.

Creado por el escultor británico Jason DeCaires Taylor con sede en México. La instalación esta destina a cubrir, eventualmente, más de 4.520 pies cuadrados (420 metros cuadrados), lo que la haría una de las atracciones más grande y ambiciosas bajo el agua del mundo.
De este modo, Taylor espera que los arrecifes (que ya se encuentran afectados por la contaminación marina, calentamiento de las aguas y la pesca excesiva) puedan tomar un descanso de los 750.000 turistas que visitan los arrecifes locales cada año.
“Esta situación le genera muchísima presión a los arrecifes existentes”, dijo Taylor a National Geographic News. “Así que parte de este proyecto trata en realidad de trasladar a las personas lejos de los arrecifes naturales y llevarlos a una zona de arrecifes artificiales.”
La gente de “La Evolución Silenciosa” fue creada a partir de modelos reales de una amplia muestra de personas, la mayoría de ellos locales. Los personajes tienen edades comprendidas desde un niño de 3 años de edad, Santiago, hasta una monja de 85 años de edad, Rosario, e incluyen un contador, un instructor de yoga, un acróbata, entre otros.
Las esculturas están hechas con un cemento especial marino, que atrae el crecimiento de los corales, además de alimentar a los peces y otras especies marinas, ayudando a la colonización del arrecife.
Las figuras de cemento cambiarán su apariencia con el paso del tiempo, a medida que la vida marina tome control del lugar.
“Este es un equilibrio perfecto en donde estamos protegiendo a los arrecifes y llevando a los turistas a un área natural”, dijo Roberto Díaz, presidente tanto de la Asociación Náutica de Cancún como del museo.

 

 

 

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este