Muchos hemos tenido la curiosidad de saber ¿Por qué los dedos se arrugan en el agua? Para los que quieren una respuesta rápida, el agua arrastra una sustancia aceitosa que protege tu piel. Cuando esto sucede, un cierto tipo de células muertas en la piel absorbe el agua y las células se hinchan, pero la capa de abajo no. Esto hace que se hinche los lugares de la piel que estan conectados por debajo de la capa que no se hinchó, y por esto la punta de los dedos se ve arrugada. Así que esta es la respuesta rápida, genérica.

Más técnicamente, no es una cera o sustancia aceitosa secreta de la piel son las glándulas sebáceas llamadas “sebo”. En estas glándulas, el sebo se produce dentro de las células y se secreta cuando estas células estallan. Esta sustancia, entre otros beneficios, tiene el doble efecto de ayudar a su piel y el cabello para mantenerse hidratado, por lo cual la piel no se seca o se agrieta, mientras que también ayuda a proteger la piel contra el exceso de humedad desde el exterior. Te habrás dado cuenta de tener sebo en tu cabello si te llevas un par de días sin lavarlo. Tu cabello se empieza a sentir muy aceitoso cuando pasas tus manos a través de él. Cuando pasas en el agua largos períodos, este sebo se ha lavado de la piel y el cabello, se elimina esta capa protectora.
Ahora puede que te preguntes por qué sólo la punta de los dedos y dedos de los pies se arrugan y no todo  el resto del cuerpo (o al menos no tan rápido). La razón por la cual no esta 100% clara, pero sí tenemos una idea bastante buena de lo que está pasando aquí. La capa más externa de la piel, la epidermis, contiene una proteína llamada queratina. Esta proteína ayuda a fortalecer la piel. Las células muertas de la queratina también forman parte de la epidermis “capa superficial”.

Así que una vez que todo el sebo de protección se pierde, las células de queratina muertas absorben el agua como una esponja y se hincha. Esta es la razón por la cual la piel es mucho más fácil de cortar o romper cuando está reseca. La capa fuerte exterior de las células de queratina muertas pierden algo de su dureza cuando estan secas. La razón entonces de que los dedos del pie y los dedos de las manos se arruguen es porque contienen una capa más gruesa de células muertas de la queratina que el resto de su cuerpo. Esto provoca que se inflamen más notablemente que el resto de la piel ya que las células de queratina muertas absorben el agua.

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este