Es un insólito sistema de seguridad antirrobo incorporado en un maletín que data de 1961, que hubiese logrado que los ladrones lo pensaran dos veces antes de robar el maletín a un incauto en la calle.

A medida que el ladrón huye con el maletín, tres barras telescópicas saldrán de él, ocasionando que sea imposible trasladar el maletín, además de aplastar la mano del ladrón con la manija del maletín. El mecanismo debe ser desactivado con una llave.

Es un sistema de seguridad antirrobo bastante extraño, pero sin duda, efectivo…

Fuente

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este