¿Puedes creer que estas esculturas coloridas son en realidad telas de araña? Anthony Michael Simon, nativo de Chicago, descubrió el arte que forman los arácnidos de forma natural, mientras caminaba en un bosque en Corea, donde reside actualmente. Se encontró con una enorme tela de araña y de alguna manera se le ocurrió que podría tomar algunas arañas y hacer que tejieran sus telas en su estudio, por suerte para nosotros, funcionó!

Simon inicialmente se mudó a Corea con la esperanza de conseguir inspiración creativa, gracias al entorno y cultura diferente, nunca pensó que la inspiración se generaría a partir de una araña. Las obras son verdaderamente excepcionales en su construcción y conservación. El artista rocía una capa protectora en las frágiles telas y posteriormente le añade el color.
La red multicolor está sostenida por varillas de plástico, lo que permite al espectador ver las complejidades de las líneas que se intersectan en cada pieza, los colores fluorescentes también añaden un efecto llamativo.

Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este