La fotografía puede transmitir fuertes emociones a través de simples imágenes, sobre todo cuando el fotógrafo está contando una historia o tratar de exorcizar algunos de sus demonios personales a través del lente.
A veces estas imágenes cargadas de emoción pueden ser un poco perturbadoras, otras veces son simplemente demasiado deprimente como para mirarlas por mucho tiempo, pero las obras fotográficas de Ilya Kisaradov, son la mezcla perfecta de insolación y vulnerabilidad

Las fotografías surrealistas de Ilya definitivamente tienen una historia que contar, ya sea sobre el hombre que toca el piano en llamas o la mujer atrapada en su propia jaula personal, pero estas imágenes extrañas desafían una simple explicación, dejando la interpretación al espectador.

Pueden disfrutar más de su trabajo en su galería en DeviantART
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este