Algunos animales nunca lucirán malhumorados aunque lo intenten, y aunque los amamos por hacernos sonreír, a veces necesitamos de un gato gruñón que nos recuerde que todos podemos tener días malos, como por ejemplo estos animales malhumorados que forman parte del Zoológico de San Diego:

Este león de montaña que está listo para una pelea.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 01

Y este tigre quiere que su hijo deje de tocar el césped.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 02

El tejón de la miel que simplemente no le importa.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 03

Y adivina qué? Este lémur no está nada impresionado con tu cámara fotográfica lujosa

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 04

Ellos realmente me acabaron de llamar oso?! Ugh…

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 05

Este primate que realmente sabe como lucir rudo para que no le quiten su lechuga.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 06

Este polluelo de buitre no se preocupa por ser una estrella del Internet.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 07

Este felino que logró que el gato gruñón mirara hacia abajo.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 08

Al igual que este sakí cariblanco.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 09

Ningún felino está más molesto que Oshana tratando de criar a sus cuatro cachorros.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 10

Excepto tal vez este puma.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 11

Esta es la cara de felicidad de este mono capuchino.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 12

Y este mono barbudo que sacó la lengua al darse cuenta que estaba siendo fotografiado.

Animales más malhumorados que el famoso “Grumpy Cat” (Gato Gruñón) 13

Fuente

Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este