Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 01Considerando el hecho de que la Biblia cristiana es el libro más popular de la historia de la humanidad, es sorprendente lo poco que la gente sepa acerca de su contenido. O tal vez no, la Biblia ofrece una serie de textos que pueden ser complicados de entender para muchas personas. También se agrava porque el libro es un compilado que fue escrito durante miles de años.

Muchas personas asocian historias y personajes con los textos presentes en la Biblia, algo que muchas veces terminado siendo errado. Aquí están 5 hechos que muchas personas creen que están relatados en la Biblia, pero no lo están:

Sodoma y Gomorra fueron destruidas a causa de la homosexualidad

Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 02Si le preguntas a alguien que señale una parte de la Biblia en donde Dios condene específicamente la homosexualidad, es probable que te remita a Génesis 19, la historia de Sodoma y Gomorra. La historia básicamente dice que Dios destruyó las dos ciudades debido a la crueldad desenfrenada de sus habitantes, no a causa de la homosexualidad, y envió dos ángeles para extraer aquellos ciudadanos “buenos” y sus familias, antes de que la ira de Dios cayera sobre la ciudad.

El mayor pecado del pueblo de Sodoma era que realmente odiaban a los extranjeros. Algunos escritos judíos clásicos enfatizan aspectos de la crueldad y la falta de hospitalidad con los forasteros. Una tradición rabínica, expuesta en la Mishná afirma que los pecados de Sodoma estaban relacionados con la codicia y el apego excesivo a la propiedad, y que son interpretados como signos de falta de compasión. Algunos textos rabínicos acusan a los sodomitas de ser blasfemos y sanguinarios. Otra tradición rabínica indica que Sodoma y Gomorra trataban a los visitantes de forma sádica, violando y amputando sus cuerpos.

Los siete pecados capitales

Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 03Aún aquellos que nunca frecuentan la iglesia, probablemente han oído hablar de los siete pecados capitales. Estos son supuestamente los peores pecados que podemos cometer: lujuria, pereza, gula, ira, envidia, avaricia y soberbia.

Si estás hojeando la Biblia en busca de ellos, no los encontrarás allí. Los siete pecados capitales no fueron formulados por los escritos bíblicos: en realidad fueron hechos por la Iglesia Católica medieval como una manera fácil de clasificar todos los pecados. Fueron creados, ya que el acceso a la biblia era exclusiva para los miembros de la iglesia.

El Purgatorio

Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 04El Purgatorio seria el castigo temporal de las almas de aquellos que mueren y no merecen ir al infierno, pero no están preparados para ir al reino de los cielos. Tanto el Purgatorio como las indulgencias (una especie de pago para recibir la bendición de ir al reino de los cielos) no se encuentran en la Biblia y cuando se implementaron, trajeron malas prácticas en detrimento de las verdades existentes de la Iglesia Cristiana. La existencia del purgatorio se decidió durante el Concilio de Florencia en 1431, porque la Biblia no especifica los “requisitos” necesarios para ir al cielo.

La prostituta María Magdalena

Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 05María Magdalena originalmente conocida como María de Magdala, no era una prostituta y no era la única mujer discípulo en su séquito. En el libro de Lucas, capítulo 8 se enumera a sus discípulos que incluyen: Magdalena, Juana, Susana y la mujer de Cuza. La Iglesia Católica medieval decidió que había muchos personajes de la Biblia y que la gente quedaría confundida con todas las Marías que siguieron y fueron discípulas de Jesús. Dicho esto, se hizo un decreto oficial que ocultaba la presencia de la mayoría de las seguidoras de Jesús.

Satanás no es Lucifer

Historias que todo el mundo cree que están en la biblia, pero no lo están 06

Uno de los problemas bíblicos “más mortales” es la traducción. Después de haber pasado por varias traducciones hasta llegar a la versión que actualmente conocemos, está claro que muchos cambios tuvieron lugar; la mayoría de ellos sin querer. Una de ellas es la confusión entre los términos Satanás, Diablo y Lucifer.

En definitiva, Satanás es uno, y Lucifer es otro. Lucifer seria el famoso portador de la luz (del latín Lux Fero), Eósforos y Hesperus, el planeta Venus en sus aspectos de mañana y tarde. Diablo significa “acusador”, del griego diábolos, y puede referirse en general a cualquier persona que acusa y se opone a la otra.

Ya que Satanás significa “adversario”. La Iglesia católica considera a Lucifer como Satanás, que fue un ángel que se rebeló contra Dios y fue expulsado del cielo, aunque la Biblia no tiene ni siquiera un pasaje que indique eso. El pasaje utilizado para justificar la idea de Satanás = Lucifer es Isaías 14:12: “¡Cómo caíste del cielo, oh Lucero, hijo de la mañana!”.

Es un pasaje controversial, ya que los Judíos consideran que este pasaje trata sobre la desaparición de la estrella Venus ante la majestad del sol, como una alusión a la creencia de que el Imperio Babilónico desaparecería ante el poder del Dios Yahvé, y la mayoría de los cristianos consideran que el pasaje se refiere a la caída física de un ángel, entonces llamaron a Satanás como Lucifer.

Fuente

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este