Absorbe diez veces más dióxido de carbono y emite grandes cantidades de oxígeno: lo plantarán en Texas.

Este súper héroe árbol Kiri originario de China, también conocido como árbol Emperatriz o Paulownia tormentosa, el cual puede crecer hasta unos 27 metros de altura, con troncos de entre 7 y 20 metros de diámetro y hojas enormes que pueden alcanzar 40 centímetros de ancho. Una semilla de kiri llega al tamaño de un roble de 40 años, ya que en sólo un año llega a los cuatro metros y medio de altura. 

Afortunadamente, una de las características del kiri es que prospera en suelos y aguas contaminados y purifica la tierra según crece. Otra de sus características es que es el árbol de crecimiento más rápido de la Tierra.

El nombre kiri viene de la palabra japonesa cortar ya que antiguamente se creía que el árbol crecía mejor y más rápido si se podaba a menudo.
Este árbol puede llegar a medir más de 9 metros y en abril o mayo da una flor de dulce fragancia. Sus hojas sirven para hacer té rico en proteínas y nitrógeno y las flores dan un agradable sabor a cualquier ensalada.
Las abejas también adoran sus flores y con ellas fabrican una miel dulce y ligera que parece ser es la mejor del mundo. 
Antaño, los granjeros japoneses plantaban un kiri cuando tenían una hija ya que este árbol crecía tan rápido que para cuando llegaba el día de su boda se podía cortar y fabricar un baúl.
Los chinos llevan plantando kiris cerca de sus casas durante siglos para atraer la buena suerte y al mitológico Ave Fénix. De acuerdo con la mitología china, este pájaro, símbolo de la inmortalidad por resurgir de sus cenizas, se posa sólo en las ramas del este árbol y obtiene su inmortalidad bebiendo el rocío de sus flores.

Pero aquí les va lo mejor de este super árbol, el Kiri sobrevive al fuego, ya que puede regenerar rápidamente sus raíces y vasos de crecimiento, tolera la polución, y no necesita suelos fértiles, por el contrario, fertiliza la tierra, ya que sus hojas son ricas en nitrógeno, sirven de abono, mientras sus raíces previenen la erosión, y esto no termina aquí, el árbol Kiri absorbe 10 veces más dióxido de carbono que cualquier otro árbol en el mundo, y emite grandes cantidades de oxígeno, por todo esto, en Texas se está llevando a cabo un proyecto llamado “Kiri Revolution” que consiste en plantar 1 millón de kiris para combatir la contaminación en aguas y tierras de ese estado norteamericano. Es increíble que un simple árbol que ha servido de adorno en China desde hace cientos de años, ahora servirá para contrarrestar los efectos del cambio climático.

El kiri es el árbol del futuro. Dado su rápido crecimiento y sus múltiples usos, estos “pulmones del mundo” jugaran un papel importante en la supervivencia del ser humano y en el regeneración del planeta. 
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este