Rifca, de nacionalidad rumana, se casó con 11 años y tuvo a su primera hija con 12.
Su hija, siguiendo la estela familiar, se casó con 12 y fue madre a los 13.
Rifca sí que es una abuela precoz. A sus 25 años, esta joven rumana, tiene ya un nieto -que aparece junto a ella en la imagen- de dos años. Rifca Stanescu, nacida en agosto de 1985, asegura que la familia de su marido le pidió la mano y tras su negación, la secuestraron.
Rifca se casó con 11 años con Lionel Laiu, de 13. Tuvo a su primera hija, Maria Stanescu, con 12 años. A su vez su hija, se casó con 12 años y tuvo a su primer hijo con 13. Así, Rifca se convirtió en abuela a la temprana edad de 23 años. 
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este