Un nuevo aparato auditivo que transmite el sonido a través de los dientes de la persona recibió autorización para uso en Europa. El dispositivo, llamado SoundBite, dirige el sonido a través de la quijada hacia el oído interno.
Se coloca sobre los molares superiores izquierdos o derechos y se produce a la medida de cada paciente. Los expertos advierten, sin embargo, que el aparato podría no ser adecuado para todas las personas con sordera.

Conducción ósea
Los aparatos auditivos convencionales utilizan la conducción del aire para incrementar el volumen del sonido, pero SoundBite usa un enfoque diferente: la conducción ósea. Primero, una red de minimicrófonos colocados detrás del oído con discapacidad recogen el sonido en el medio ambiente y cancelan el ruido.
El sonido es transmitido de forma inalámbrica a la prótesis colocada en la boca. Después el aparato envía las vibraciones a través de los dientes y huesos directamente hacia la cóclea -la parte auditiva del oído interno- evitando el oído medio y el externo. De esta forma, el dispositivo puede ayudar a las personas con sordera en un oído a escuchar en estéreo.
La compañía que produjo el sistema, Sonitus Medical, afirma que el mecanismo es el primer dispositivo no quirúrgico que utiliza la conducción ósea. Sin embargo, el aparato podría no ser adecuado para todas las personas que sufren sordera.
Tal como señala el Real Instituto Nacional para Personas Sordas (RNID) del Reino Unidos, tan sólo en este país hay unos nueve millones de sordos o parcialmente sordos. De estos, sólo seis millones necesitan usar un aparato auditivo y de esos seis millones, sólo unos dos millones lo usan.
La mayoría de quienes no los usan afirman que es por razones estéticas, porque no les gusta cómo se ven con el aparato. Según Angela King, asesora en audiología del RNID, no hay garantías de que el nuevo dispositivo será bien recibido. “Basta con verlo para imaginarnos que es muy incómodo”, dice la experta.
“Además, si muchos pacientes rechazan los dispositivos auditivos convencionales, quizás también rechazarán éste porque también requiere usar el pequeño micrófono detrás del oído”, agrega.
BBC Ciencia
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este