Frederika Goldberger es una abuela de 91 años, húngara y de un pasado de lo mas activo. En sus veintitantos participo de la segunda guerra mundial en la cual salvo la vida de 10 personas, escondiendo los judíos perseguidos por el acecho nazi. Luego, debido al régimen comunista, tuvo que huir a Francia donde se radica hasta el día de hoy.

En la recta final de su vida, Frederika se encontró deprimida y sola, situación que su nieto fotógrafo, Sacha Goldberger, decidió solucionar de la mejor manera que podía hacerlo: tomando fotos. Para alegrarla y hacerla sonreír le propuso una serie de fotografías en disfraces de lo mas inusuales, poses atrevidas y locaciones distintas. La temática, una super-abuela.
Super Mamika es como eligió llamar a esta colección donde su propia abuela, vestida de una especie de mezcla entre Superman y Capitan America, combate el crimen, recorre las calles en su auto y como no podría ser de otra manera, arregla su pelo en la peluquería. Sacha decidió crear una pagina en MySpace con esta serie y de manera previsible fue un éxito viral, donde miles de personas disfrutaban estas imágenes de lo mas creativas al mismo tiempo de felicitar a su abuela, por su coraje y su buena disposición.
A continuación encontraras la primera galería completa de Super Mamika, donde Frederika explora su ciudad como la heroína de 91 años que es. Puedes conocer los otros trabajos de Sacha en su sitio web personal.

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este