He aquí una pequeña visión de los desastres causados por los alborotadores en la ciudad de Londres.
Cientos de tiendas fueron saqueadas, un gran número de edificios incendiados y varias personas murieron en medio del caos que inició el 6 de julio en Londres y se extendió cuatro noches por todo Inglaterra, la justificación era que un chico de raza negra, Mark Duggan, había sido asesinado por la policía.
Todo empezó como manifestación pacífica en Tottenham, barrio situado en la parte norte de Londres, muy cerca de una comisaría. Se protestaba por la muerte de Mark Duggan, un hombre de raza negra, 29 años, abatido por un disparo de un policía en medio de una persecución.

Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este