Si alguien intentara hacerle cosquillas en la pata a un León, estaría en peligro de muerte, pero Alex Larenty es un cuidador de animales audaz y altamente calificado del Lion Park, Johannesburgo, Sudáfrica, y está en pleno control de la situación.

La bestia que está recibiendo el masaje en la pata se llama Jamu, tiene nueve años de edad y pesa 250 Kg. “A él le encanta, es su juego favorito” comenta Larenty.

El león se recuesta y deja que su cuidador masajee su gigantesca pata. Larenty dice que es capaz de acercarse de esa forma, gracias a la confianza mutua.

Después de haber criado a muchos desde su nacimiento, es capaz de caminar con seguridad y estar rodeado de estos grandes depredadores. Un desconocido no podría ser capaz de hacer lo mismo, pero Alex aprovecha su relación intima, para acercarse a los grandes felinos que ama.
Larenty explica que construyó una relación cercana con Jamu, al ponerle repelente de insectos sobre él, lo cual es necesario para mantener a los animales protegidos de cosas como los parásitos.

Eventualmente se dio cuenta que le gustaba que lo rascaran, le hicieran cosquilla y ahora su juego favorito es “este cochinito”.
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este