Lo creas o no, hay realmente una camioneta llamada “¿Quién es mi papi?” o en inglés “Who’s Your Daddy?” esta es conducida por las calles de New York ofreciendo la oportunidad de averiguar si eres realmente el padre de tu bebé con una prueba de ADN. Como es de esperar, el negocio va bien.

Se podría decir que este original camioneta estacionada al azar en las calles de Nueva York vende a los padres la tranquilidad de quieren saber si los niños que están criando son realmente los suyos, pero Jared Rosenthal, el conductor de “¿Quién es mi papi?” lo describe como algo muy doloroso ya que se cobra entre $299 a $575 por prueba y da a los clientes la opción de que los resultados sean entregados en persona o por correo. Esta furgoneta única ha conmocionado a unos cuantos New neoyorquinos desde que comenzó a operar en la Gran Manzana, pero para los padres que buscan una respuesta a su pregunta ha sido una solución bien recibida. “Algo bueno de este servicio es que es más íntimo y la gente es más abierta. Hace que sea más fácil para ellos “, dijo Rosenthal.
“Es sólo drama, mucho drama. Ves a un hombre venir con un bebé y solo esperan que les digas que él es el padre “, dijo Rosenthal el New York Post. Uno de sus recuerdos más conmovedores fue de un hombre que amaba a su hijo tanto que se tatuó su cara en su pecho, pero descubrió que no era el padre, después de hacerse la prueba de ADN al pasar por un divorcio. El joven conductor recuerda a este hombre porque dos semanas después estaba preguntándose qué debía hacer en esas circunstancias. También hay madres que llegan con las muestras de sus cónyuges, sin que ellos lo sepan.

Pero Jared Rosenthal dice que “¿Quién es mi papi?” también ha producido buenas noticias y momentos felices, como cuando ayudó a reunir a un hombre de 44 años de edad, con su hija pérdida de 20 años de edad. Nos guste o no, el servicio prestado por “¿Quién es mi papi?” está en alta demanda. “No es algo que la gente habla, pero hay una gran necesidad en este servicio“, dijo Rosenthal.
Loading...
Opt In Image
Te gustó lo que viste?
Suscríbete a nuestro Newsletter para recibir más artículos como este